FAQ
PREGUNTAS FRECUENTES

La leche y sus derivados son un superalimento ya que contiene una mezcla de nutrientes única, completa y de calidad para nuestro cuerpo. Algunos de los nutrientes que encontramos en la leche son poco consumidos, por lo que un uso adecuado de alimentos lácteos contribuye de manera importante a mantener una buena nutrición.

Totalmente, además componentes como la lactosa y las proteínas presentes en estos alimentos facilitan la absorción de Calcio a nivel intestinal. Tanto así, que estudios publicados, como el titulado “la leche y los productos lácteos: fuentes dietéticas de Calcio” (Nutrición Hospitalaria 2015;31(supl 2):1-9), demuestran que para cubrir lo aportado en Calcio por 1 vaso de leche, una persona debería consumir 16 porciones de espinacas o 9 de frijoles; concluyendo que “los lácteos constituyen la mejor fuente dietética por la disponibilidad del Calcio suministrado” y que “para la mayoría de la población es poco factible obtener una ingesta suficiente de Calcio a partir de una dieta vegetariana de tipo occidental, a no ser que incluya alimentos enriquecidos en Calcio o suplementos”

El Calcio tiene múltiples funciones en el cuerpo humano, la principal es la de fortalecer el esqueleto óseo y dental contribuyendo a prevenir la osteoporosis, pero también está relacionado con procesos como la coagulación y los impulsos nerviosos.

Así es, la leche y sus derivados tienen: proteínas, grasas y carbohidratos. Los macronutrientes son aquellos que el organismo necesita en grandes cantidades porque aportan energía y permiten que el cuerpo cumpla con sus funciones vitales, haciendo a la leche y sus derivados todo un superalimento.

En la etapa pre-escolar recomiendan incluir en la lonchera del niño alimentos como leche, yogurt, queso, jugos en leche, galletas, panes y alimentos preparados en casa con lácteos, teniendo en cuenta que este es un periodo de crecimiento y desarrollo para lo cual se necesita un adecuado aporte de proteína de alta calidad y Calcio para asegurar no solo huesos y músculos fuertes, sino también, asegurar apoyar el desarrollo cognitivo.

En la etapa escolar y adolescencia es muy importante por su alto contenido de proteínas y Calcio ya que esta es una edad clave para el crecimiento y formación de la calidad de los huesos que tendrá el resto de la vida. Adicionalmente, estos nutrientes juegan un papel muy importante en la formación y mantenimiento de los dientes y músculos.

Adultos: se recomienda consumir alimentos fuentes de Calcio, como leche, queso, kumis y yogurt, para fortalecer los músculos y mantener la calidad de los huesos que se formaron durante la niñez y adolescencia y así prevenir fracturas.

En los adultos mayores y principalmente en las mujeres se recomiendan alimentos ricos en Calcio y proteína como, la leche, queso kumis y yogurt para prevenir la sarcopenia (pérdida de la tonicidad muscular) y osteoporosis que conllevan a caídas y fracturas que limitan la calidad de vida.pulvinar dapibus leo.

Varios estudios poblacionales han reportado una relación inversa entre el consumo de productos lácteos y el índice de masa corporal (IMC) que relaciona el peso con la talla de la persona. Asimismo, se ha mostrado que el consumo de lácteos disminuye la ganancia de peso. Siendo así, que el Estudio NHANES III y el CARDIAS llevados a cabo en USA, informaron que las personas cuya ingestión de Calcio estaba en los cuartiles superiores tenían 85% menos riesgo de desarrollar obesidad comparadas con las del cuartil más bajo de consumo, posiblemente porque el Calcio dietético y los productos lácteos como lo han demostrado estudios con animales, observacionales y poblacionales, así como en ensayos clínicos aleatorios, tienen un efecto antiobesogénico.

Según un estudio realizado por Ronald J. Maughan, experto en hidratación de la Universidad de Loughborough en Reino Unido, donde se concluye que la leche es uno de los mejores hidratantes, incluso mejor que el agua. Esto porque la leche es considerada un alimento de alto contenido de nutrientes, sales y grasas, lo que ayuda al buen funcionamiento de los riñones y a no perder líquidos esenciales durante el ejercicio, debilitando nuestro organismo, sobre todo en próximas sesiones de ejercicio. Además de esto, en un artículo del proyecto ‘¡Sí a la leche!’ de la Federación Panamericana de Lechería (FEPALE), en el que se analiza los beneficios de los lácteos para deportistas, se nombra, además de la hidratación, la leche como un excelente reconstructor muscular y recuperador al momento de ejercitarse.

Básicamente puedes comerlos en todas tus comidas. Los expertos recomiendan comer 5 veces al día. Cada comida es una oportunidad para que incluyas la leche y su derivados, si vas a comer algo, haz que ese algo sea más nutritivo con todas las proteínas energía y calcio que te dan la leche y sus derivados.

Podríamos decir que los micronutrientes son sustancias que se deben consumir en pequeñas cantidades y cumplen funciones fundamentales en el crecimiento, desarrollo, metabolismo e integridad de las células, estos son las vitaminas A, D, E y minerales entre los que se encuentra el calcio, el cual la leche y sus derivados son la fuente natural por excelencia.

Así es, cuando en solo un litro de leche hay 30 gramos de proteínas, quiere decir que a las proteínas les encanta estar en la leche y sus derivados, por esto son todo un superalimento. La compocisión de la proteína de la leche de vaca es: caseína en un 80%, proteínas del suero 19% y en un 1% enzimas. Gracias a esta composición es que la leche y sus derivados cuentan con tantas proteínas y beneficios para nuestra salud. Incluye más lácteos en tus preparaciones favoritas y así las podrás hacer más nutritivas y ricas en proteínas.

Porque las vacas comen pasto, mucho pasto. Si comieran queso en sus ensaladas, yogurt o avena en su dieta no sufrirían de sobrepeso. La leche y sus derivados son alimentos que no se encuentran dentro de los riesgos de obesidad y sobrepeso ya que no aumentan de manera negativa el peso o la talla. Por esta razón estan recomendados en múltiples dietas, además unos buenos trozos de queso hacen más apetitosas y nutritivas tus ensaladas.

La leche y sus derivados son reconocidos por la FAO (Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación) como alimentos de alto valor biológico, ¿pero qué es un alimento de alto valor biológico? Es la medida de la absorción y síntesis en el cuerpo humano de la proteína procedente de la ingesta de alimentos, en palabras más sencillas quiere decir que la leche y sus derivados no solo tienen proteína, si no que además el cuerpo humano absorbe y sintetiza muy bien estas proteínas.